sábado, 15 de noviembre de 2014

Justo antes de saberse el resultado de las elecciones al Consejo Ciudadadno de Podemos (Apuntes sobre el Populismo, 11)

(También, cosas apuntadas en facebook)
  • Al menos con los partidos del régimen teníamos la sana distancia de la ficción, un foso que nos protegía de que lo imaginario nos aplastara, una sana falta de fe. El real-autenticismo de un Podemos caído en manos maquiavélico-hobbesiano-schmittianas puede provocar estragos, literalmente, imposibles de imaginar. Daño real sin paliativos ni paños calientes. Podemos es tan necesario, como peligroso en malas manos. Puede ser el origen de un dolor hasta ahora desconocido por los españoles vivos. Ser vencidos por los nuestros. Presagios orwellianos: que convirtamos entre todos al macho alfa en el cerdo Napoleón. En nuestras manos está (al menos debería estar, tras bastantes forcejeos) impedir semejante metamorfosis. ‪#‎occupypodemos‬.
  • No valgo para ningún puesto de representación política. Yo eso lo tengo claro de siempre. Mi única lucha es que la representación no ahogue todas las demás formas de hacer política para las que no sólo puedo valer yo, sino prácticamente todo el mundo. ‪#‎occupypodemos‬
  •  Parece ser que la forma actual del aforismo goebbelsiano "Cuando oigo la palabra cultura, echo mano a la pistola" es "cuando oigo la palabra democracia se me va la mano a mis viejos ejemplares de El Príncipe y El concepto de lo político".
  • Se podría haber diseñado una web mucho más ordenada y "amigable". Ya no entro en cuestiones de ciencia política sino de pura semiótica visual y digital. La interfaz está directamente pensada para provocar una absoluta astenia en la elección y fomentar la telecracia. https://participa.podemos.info/es ‪#‎occupypodemos‬
  •  Dos formas de comunicación política. Una, muy cutre: la de Pedro Sánchez. Me dan mucha pena sus asesores de imagen, intentándolo una y otra vez. Darle una imagen actual, "enrollada", y es que les sale Iglesias, pero Julio. Es lo que hay.
     
     Y otra, especialmente inteligente: la de este vídeo, que es precisamente de anoche.  


     

    Es una jugada magistral a tres bandas. O a más. Que me cuestiona Sabina, salgo a cantar con su amigo, mucho más ácrata y auténtico que él. Que dicen que voy a ser el nuevo FG, salgo cantando Cuervo Ingenuo. Que Ken saca una campaña patética de updating verbo-icónico el mismo día que dice que va a apoyar a Junker, me hago un video casero, infinitamente más efectivo y simbólico con un crack intergeneracional del autenticismo lumpen y además cambio la letra y meto a Merkel. Una obra maestra de la comunicación política digital (el público potencial es el de YouTube). Yo soy muy crítico con Pablo Iglesias y su equipo, por su manera de llevar Podemos, y eso lo sabe todo el mundo. Pero, claro, inevitablemente, si alguien canta con Javier Krahe, pues no puedo dejar de ofrecerle un rinconcito en mi corazón.
    Llevo ya tiempo diciendo que lo que más me cuesta asimilar de Podemos no es precisamente al líder mediático, a incluso a su inmediata segunda fila, sino a la tercera, compuesta de muchos corifeos elitistas que defienden con estruendosos argumentos de la peor retórica infrapolitológica, el sistema de cierre de listas de las elecciones al Consejo Ciudadano de Podemos, precisamente porque saben que de no ser así no tendrían ninguna opción, ya que a nivel del electorado potencial no los conoce ni diós debido a que no han hecho más que politiquilla de celulita, asambleíta y despachito departamental. Cualquiera que haya estado de verdad en la calle o en los movimientos ciudadanos, o en la pelea por la democratización en la Asamblea Ciudadana, hubiera tenido muchas más opciones que ellos. En fin, dejémosles que traten de lo que tiene importancia y, los demás, tratemos lo importante.
    Un 10 a Pablo Iglesias, insisto. Eso ha sido estar donde hay que estar. Con un ídolo de verdad que nunca lo ha sido de masas. A Javier Krahe no se le idolatra, simplemente se le quiere. Yo, mucho.
  •  Los nombres del padre vagan y yerran. Ése es un viejo problema. Tal vez, otras alegorías empezarán en breve a ser necesarias. Las hay disponibles también.
 Continúa aquí, que esto va rápido...
  •